Hay que irse con el plenario adentro


En el cierre del plenario que se realizó el 1 de julio, Alfredo Grande señaló que “hay que irse con el plenario adentro, esa es la dimensión vincular. El vínculo es el excedente de un encuentro”.

 

Indicó que “no es lo mismo tener ascendientes que autoridad. Reconocer la lucha de los que nos precedieron, eso es tener ascendiente” y que “no es necesario tener autoridad, pero si tener ascendiente”. Cuando se apela a la autoridad “se muerde la manzana podrida de la cultura represora”. El ascendiente se construye con coherencia, con consistencia".

El psiquiatra y psicoanalista señaló que “entre educar y curar no hay oposición, salud y educación son dos lógicas sinérgicas. El que está curado está en mejores condiciones de aprender y el que aprende se cura de la cultura represora”. Concluyó al decir “no tengo la certeza de una tierra prometida, pero si tengo la convicción de una lucha compartida”.

Gral. Roca – Fiske Menuco, 2 de julio 2015

María Inés Hernández, Secretaria de prensa, comunicación y cultura


 

Artículos relacionados: 

Mesa debate

Con activa atención las delegadas y los delegados siguieron las exposiciones de Héctor Roncallo Historia de la UnTER, Érica Torres Salud Laboral y Alfredo Grande Condiciones de trabajo, cultura represora. Luego de las intervenciones hubo un espacio para responder preguntas que realizaron las y los participantes. Se pasó a un cuarto intermedio para compartir un almuerzo y continuar con el análisis y debate en los talleres. A las 18:00 se realizará la mesa debate feminismos, poder popular y sindicalismo, a cargo de Luciano Fabbri.

 

Bienvenida, apertura

Mario Floriani, Secretario General dio la bienvenida a las y los delegados de toda la provincia. Celebró la mística que se recuperó en el sindicato. Señaló el espacio como un lugar para renovar esperanzas y sueños que definieron compañeros y compañeras hace 41 años, cuando en 1974 en SAO se formó la UnTER, sin recursos, con convicciones.